Análisis de las elecciones generales

Escribe Claudio Lozano.

Presentamos en este trabajo las conclusiones más importantes que, a nuestro entender, surgen de los resultados de las elecciones generales del 25 de octubre. Algunas de las más destacadas son:

a. Las tres fuerzas que acapararon los votos son el resultado de la implosión del bi-partidismo argentino acontecido en el marco de la crisis del 2001 y 2002, y de una reconfiguración del mapa electoral en base a cuatro claves. La fractura del Partido Justicialista; la desaparición de la UCR como opción nacional y su transformación en soporte de la propuesta nacional de Mauricio Macri; la evaporación de las experiencias progresistas constituídas por fuera de las estructuras tradicionales (hecho este expresado en la perdida adicional de votos de Margarita Stolbizer respecto al magro resultado de las PASO); y el lento crecimiento del Frente de Izquierda.

b. De los nuevos votantes (2.510.481 votantes ajenos a las fuerzas que crecieron respecto a las PASO) Macri capturó el 63,4%; Massa el 22,8%; Scioli el 11,2% y el FIT el 2,6%.

c. De mantenerse esta tendencia en los nuevos votantes que tendrán que decidir en el ballotage, Macri ganaría por el 52,4% de los votos.

d. Para que Scioli triunfe con el 51% necesita capturar el 49% de los nuevos votantes, lo cual implica una mejora en su performance electoral del 337,5%.

e. A favor de Scioli juegan el eventual aumento del voto en blanco, de los nulos y de los ausentes. También lo que termine ocurriendo con los votos de Massa en tres lugares claves (Provincia de Buenos Aires; Santa Fe y Córdoba). En las dos primeros casos se trata de provincias donde Massa hace sus mejores elecciones (supera la media nacional en la captura de los nuevos votantes, 33% en Pcia. De Buenos Aires y el 31,8% en Santa Fe). En Córdoba es donde hace peor elección ante la desaparición de la candidatura presidencial de De La Sota, pero retuvo cerca de 440.000 votos. En estos territorios, Macri hizo la mejor elección en Córdoba, luego en Buenos Aires y por último en Santa Fe. Scioli realiza su mejor elección en términos relativos en Córdoba y Santa Fe, y una muy floja en la Provincia de Buenos Aires.

f. Está claro que si hay algún lugar donde la candidatura de Scioli ha tenido problemas y que se ha transformado en el obstáculo para su triunfo, ese es el territorio bonaerense. Lo dijimos al analizar las PASO 2015. Del total de votos que el FPV había perdido respecto a las PASO 2011, la mitad los había perdido en la Provincia de Buenos Aires. Pues bien, en las elecciones generales del 25 de octubre, del total de nuevos votantes que se disputaron, Scioli como candidato a Presidente apenas capturó el 0,1%.

Es decir que no solo se pierde la gobernación a manos de María Eugenia Vidal, sino que su propia candidatura presidencial no logró levantar en la provincia.

g. Es interesante observar como algunos hechos recientes impactaron generando un importante descenso en los votos del FPV en provincias como Tucumán (- 52.000 votos) y San Juan ( – 30.758 ).

Es evidente el efecto producido por las denuncias de fraude en el primer caso, y por la contaminación minera en Jáchal en el segundo.

Para continuar con la lectura del documento, hacer click en el siguiente enlace.

Claudio Lozano es diputado nacional y Coordinador del Instituto Pensamiento y Políticas Públicas.