Herramientas eficaces para combatir el narcotráfico

Escribe Julieta Pignanelli*

Lavado de Activos y Narcotráfico

Argentina sancionó la ley de lavado de activos a pedido del Grupo de Acción Financiera (GAFI) Internacional (ley 25.246 año 2000); la cual creó la Unidad de Información Financiera (UIF) y designó a diversas Entidades privadas como Sujetos Obligados, a los cuales se les delegó el poder de policía en materia de inteligencia financiera. El principal fundamento para esta regulación es que estamos ante un delito transnacional sin víctimas.

Conceptualmente este delito implica disimular o poner en circulación en el mercado, el producido de actividades ilícitas.

La reforma de 2011 (ley 26.683), creó los delitos contra el orden Económico y Financiero (nuevo bien jurídico tutelado), estableciendo la posibilidad de perseguir el autolavado, para los bienes provenientes de un ilícito penal. El elemento objetivo de este tipo penal es el monto ($ 300.000 en uno o más actos); estas definiciones tienen como fuente las 40 Recomendaciones del GAFI en este tema. Recordemos que Argentina es miembro pleno del GAFI, por lo que se encuentra dentro del esquema de evaluaciones mutuas por parte de este organismo.

Esta redacción implica que cualquier hecho realizado en contra de los bienes jurídicos tutelados en el ordenamiento penal son pasibles de ser sancionados por Lavado de Activos es decir debería probarse que el origen de esos fondos está relacionado con una actividad ilícita.

En nuestro país existen muy pocas condenas en este sentido, si nos comparamos con países líderes en el combate de este flagelo en la región como Colombia (1). En estos casos la figura del decomiso y/o extinción de dominio resulta muy importante, como lo hemos visto en otros casos de delitos patrimoniales. Asimismo, cuando la UIF se constituye en parte querellante en las principales causas por narcotráfico, coadyuva a que se lo persiga de una forma eficaz, lo cual está contemplado en la última reforma (ley 26.683). Esto se debe a que es un Organismo Especializado que puede ayudar a las autoridades judiciales a investigar la ruta del dinero y perseguir a los lavadores.

Cabe destacar que los reportes de operaciones sospechosas de los Sujetos Obligados han servido para poner el foco en los delitos de corrupción y defraudación. Siendo está técnica de menor relevancia porque obliga a investigar muchas operaciones inusuales que luego encuentran su justificación debido a la mayor información que se encuentra al alcance de los organismos estatales.

El caso emblemático de Rosario

Cuando una banda dedicada al narcotráfico es desmantelada por las autoridades judiciales, esto es visto cómo una oportunidad de negocios para otras organizaciones delictivas.  Algunos negocios legales y profesionales en la región deben haber recibido un gran flujo de ingresos provenientes de estas actividades ilícitas. El decomiso de los bienes provenientes del narcotráfico y la persecución penal a las personas que lavan dinero, incluyendo a las propias bandas narcos, es fundamental detener la escalada en la región de este tipo de delitos.

Conclusiones

Una de las herramientas que mejor coadyuva a frenar el delito del narcotráfico, es que la UIF se constituya en parte querellante en estas causas. Asimismo, es de vital importancia garantizar la independencia de la UIF y dotarla con los recursos necesarios para que pueda cumplir con su cometido de la mejor manera posible.

Es muy importante la figura de decomiso y/o extinción de dominio, para las personas humanas y jurídicas que tratan de dar apariencia de licitud a estos activos ilegales; por último, las organizaciones delictivas también deben ser penadas por el delito concurrente de autolavado.

 

*Julieta Pignanelli es Abogada, especialista en Asesoría Jurídica de Empresas, Docente Universitaria, asesora parlamentaria del bloque Frente Renovador, de la HCDN